sábado, 24 de junio de 2017

Comentario a las lecturas del XII Domingo del Tiempo Ordinario. 25 de junio 2017.

 Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Comentario a las lecturas del XII Domingo del Tiem...:
 Hablábamos en domingos anteriores  de la llamada que nos dirige Jesús a cada uno: "Sígueme". Y decíamos que  esta llamada no nos afecta aisladamente, sino como miembros de una comunidad de seguidores del Evangelio.
Cada uno de nosotros es llamado, pero todos necesitamos los unos de los  otros para dar nuestra respuesta -de hecho, realmente, en nuestra vida  de cada día- a la llamada amorosa y exigente del Señor Jesús. Hoy, siguiendo el evangelio de Mt, se nos recuerda un aspecto que no podemos esconder, que no sería honesto esconder, que no sería jugar limpio esconder, de esta llamada de Jesús.

viernes, 23 de junio de 2017

Lecturas del XII Domingo del Tiempo Ordinario 25 de junio 2017

 Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Lecturas del XII Domingo del Tiempo Ordinario 25 d...

 Hoy día la Iglesia es perseguida en muchos lugares del mundo. A todos nos impresiona lo que está pasando en Siria. Un número ingente de mártires muere por defender su fe. El nuevo Pueblo de Dios no debe tener miedo a los fundamentalistas religiosos. La Iglesia seguirá adelante a pesar de la oposición también religiosa de los fundamentalistas. Estos acudirán incluso a métodos mortales. Pero
la integridad física no da la medida de la persona. La integridad personal no se agota con la integridad física. La integridad personal no la mata ni siquiera el arma mortífera del fundamentalista religioso. No es a éste a quien hay que tener miedo, sino que debemos vivir en el santo temor de Dios, porque es Dios quien da la verdadera medida de la persona. Ahora bien, ¡Dios está de nuestra parte, pequeño rebaño! ¡Dios es padre! La pérdida de la integridad física no nos debe asustar. Esta pérdida tiene un sentido y Dios no está ausente. El texto de hoy quiere dar ánimo a los que se sienten perseguidos por vivir la fe, infundiendo en el discípulo ilusión y esperanza contra toda esperanza. Pidamos a Dios por los mártires de nuestro tiempo.

domingo, 18 de junio de 2017

Comentario a las lecturas de la Solemnidad del Santisimo Cuerpo y Sangre de Cristo.

 Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Comentario a las lecturas de la Solemnidad del Sa...:

Conmemoramos hoy la permanencia real de Cristo en la tierra, bajo las especies de pan y vino, en la Eucaristía. Es algo tan grande que sólo es posible explicarlo, partiendo de algo muy íntimo. Y así, en mi experiencia personal arroja un balance de enorme importancia la recepción diaria de la eucaristía. Celebración y comunión, responden a una necesidad que tiene mucho de espiritual, pero que también incide en lo físico.
La presencia  real de Jesús en las formas de pan y vino comunica una corriente espiritual intima. No es solamente un rito sacralizado por la fe. Es una realidad que transforma, y enriquece. Siempre hay un antes y un después en la recepción de la Eucaristía. Muchos días se llega a la misa cotidiana con problemas, tristezas, distracciones o dudas. Gran parte de todos esos problemas van a aclararse. Nuestro cuerpo, alma y pensamiento han cambiado después de la comunión. No es un espejismo, no es una falsa emoción.
No es posible dejar de proclamar tal efecto real de un don espiritual. El mayor bien "terreno" que podemos dar a nuestros hermanos es comunicarles lo que sentimos a la hora de recibir el Cuerpo de Cristo. Y la mejor ayuda es predibujarles con las obras de nuestra vida  tales dones. Porque el alimento espiritual que supone la recepción del Cuerpo y Sangre de Jesucristo es fundamental para construir nuestra identidad total como cristianos, con todo lo que eso significa y debe significar. Por todo ello debemos celebrar esta Solemnidad del Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo con especial dedicación, amor y cuidado espiritual.
El hecho de que hoy se celebre el "Día de la Caridad" y que hagamos la colecta a favor de Cáritas, nos ayudará a remarcar el vínculo indisoluble entre la comunión eclesial y la comunión con los pobres: el pan eucarístico, don del amor de Dios, nos mueve a compartir el pan de cada día. El alimento de nuestra fe nos hace ser alimento para los demás, para los pobres; nos hace descubrir la voluntad de Dios: que el pan de cada día sea para todos.

viernes, 16 de junio de 2017

Lecturas de la Solemnidad del Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo. 18 de Junio 2017.

 Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Lecturas de la Solemnidad del Santísimo Cuerpo y Sangre de Cristo...:


La primera lectura, sacada del Libro de Deuteronomio, nos lleva al desierto, porque el desierto ayuda a vivir con intensidad, ayuda a vivir el momento presente, ayuda a dar sentido a nuestra sed, nos recuerda nuestras carencias y nos encamina a la interminable sorpresa que da la búsqueda de un sustento gratuito capaz de saciar nuestra hambre de lo auténtico.
El punto de unión de la primera lectura con la segunda, que procede de la primera carta del Apóstol San Pablo a los Corintios es éste: "El Cáliz de nuestra acción de gracias". Porque comer el mismo pan y beber el mismo vino en la Eucaristía compromete a una sólida comunión, no sólo superficial durante la liturgia, sino auténtica en nuestra propia vida.
Como responsorial hoy recitamos el salmo 147 que se inicia en el versículo 12 del 147 judío. El texto exalta al Señor, Dios, al Salvador de Israel. Qué manifestó todo su poder en la creación y su amor y ternura al favorecer a los pobres y a los humildes. Ese poder y amor, para nosotros, está representado en el gran milagro que es la permanencia de Cristo en el Sacramento del Pan y el Vino santos.
En el Evangelio que oiremos ahora procede del Capítulo Sexto del Apóstol San Juan: Jesús se proclama sin rodeos que es el Pan Vivo bajado del cielo y es lo que produce en nosotros la vida eterna. Por eso la Eucaristía es la celebración de la vida, y así la comunidad cristiana que se congrega para celebrarla se acerca a un Dios próximo y lleno de amor y recibe la seguridad de sentirse amada, perdonada, purificada y feliz.

lunes, 12 de junio de 2017

Reflexiones sobre la VERDAD de Dom Guigo, en su desierto del Delfinado. (1163),


 Reflexiones sobre la VERDAD de Dom Guigo, en su desierto del Delfinado. (1163),


1,. La verdad, como cosa bella, se ha de poner a la vista. Hay quienes la aborrecen.
No los juzgues; más bien, tenles compasión. Pero tú, que ansías llegar a la verdad, ¿por qué la rechazas cuando viene a ti en forma de reprensión?
2.- Nota lo mucho que se injuria a la verdad. Se dice al murmurador, lujurioso o alcohólico: “Es usted un perdido”. Y ésta es la verdad. Sin embargo, ellos se enfurecen al punto, y persiguen a la verdad en su pregonero; y la ahogan.
La mentira, por el contrario, ¡cuánto culto recibe! Se dice a un degenerado,
esclavo de todos los vicios: “Es usted un digno señor”. Y se calma, muestra buen rostro y venera a la mentira misma, en la persona de quien así habla.
3.- Sin apariencias, sin adornos y aun clavada en una cruz, hay que adorar a la Verdad.
4.- Cuanto es más noble y poderosa una criatura, con tanto más gusto se somete a la verdad. Más aún, en tanto será noble y poderosa, en cuanto se someta a esta verdad.
5.-¿Te angustian las cosas temporales? ¿Por qué no las dejas y te vas a la verdad?
6.-Si vieses cuanto es posible ver, si oyeses y contases toda clase de noticias, ¿qué
provecho sacarías de ello? Así también, apenas hay utilidad ninguna en tantas cosas como has visto y oído.
7.- La verdad es más amarga que todas las contrariedades. Porque cada contrariedad se opone a uno o varios caprichos nuestros; pero la verdad, nos los reprende todos.
8 No puedes odiar a nadie, sino siendo tú malo. Porque el santo, aun a los perversos quiere bien.
9.- No debemos ansiar sino la verdad y la paz que de ella nace.
10.-El ministro de la verdad debe amar la cosa administrada y la persona a quien se la administra. Y cuando es otro quien se la administra a él, debe recibirla agradecido, como se recibe una cosa amada.
11.-Sea la caridad quien te impulse a exponer la verdad, como remedio curativo. Si alguno rechaza esta verdad y no sientes compasión de él, o no lo amas, o no aprecias suficientemente el valor curativo de la verdad. Es como si el enfermo rechazase la medicina que lo sana.

viernes, 9 de junio de 2017

Comentario a las lecturas del Domingo despues de Pentecostés. Santisima Trinidad. 11 de junio 2017.

Haz clik en el siguiente enlace: 
Caminar desde Cristo.: Comentario a las lecturas del Domingo despues de ...:

La fiesta de la Santísima Trinidad: ¿Qué suceso celebramos hoy los cristianos? El mejor de todos: que Dios se ha comunicado a los hombres tal cual es y los ha reunido para que tengan vida y la tengan en abundancia. La Santísima Trinidad no es en primer lugar una fórmula del catecismo o un dogma, mucho menos aún una frase enigmática, sino todo un acontecimiento y una revelación. Es propiamente el mismo Dios que ha entrado en Jesucristo en comunión con nosotros, culminando así toda la historia de la salvación. La Santísima Trinidad es Dios en sí y Dios para nosotros. Es el Padre, "nuestro
Padre", ante quien comparecemos; y el Hijo, que se ha hecho hermano universal y hombre para los hombres; y el Espíritu, que ha sido derramado en nuestros corazones. La Santísima Trinidad es el misterio que funda y anima nuestra convivencia cristiana, la vida de nuestras vidas en la que nos gozamos y a la que alabamos. Para vivir este misterio -y de eso se trata, no de comprenderlo- se requiere que todos, tú y yo, seamos nosotros delante del Padre que nos convoca, con el Hijo y en la unidad gozosa que opera el Espíritu Santo.
La imagen de Dios es el hombre acompañado: la comunidad: Dios es muy parecido a nosotros, porque nosotros somos muy parecidos a Dios. En efecto, el hombre no es un solitario ni puede vivir en solitario. De manera que aislar a un hombre es condenarlo a muerte y ésta no es otra cosa que la marginación radical. Tampoco Dios es un solitario, y si decimos que no hay más que un solo Dios, no es para afirmar su aislamiento absoluto, sino su entrañable comunicación. Por eso la unidad de Dios no excluye la pluralidad de personas.

sábado, 3 de junio de 2017

Caminar desde Cristo.: Comentario a las lecturas del Domingo de Pentecostes. 4de junio 2017:

Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Comentario a las lecturas del Domingo de Pentecost...: Comentario a las lecturas del Domingo de Pentecostés 4 de junio de 2017 Este domingo celebramos Pentecostés. Pentecostés en griego signi...
Hoy celebramos la fiesta de Pentecostés, la cual nos recuerda el inicio de la Iglesia, ya que por la fuerza del Espíritu, los primeros cristianos se lanzaron con fuerza y tenacidad a la proclamación de Cristo Resucitado.
Pentecostés era una fiesta judía que se celebraba cincuenta días después de la Pascua, que en el Antiguo Testamento también recibe el nombre de la fiesta de las semanas (Nm 28, 26 y Dt 16,9ss). Para la fiesta de Pentecostés los israelitas acostumbraban a ir al Templo en peregrinación. Por eso también se conoce esta fiesta como la fiesta de la peregrinación. Estaba considerada como fiesta cobijada por la ley donde el descanso era necesario y legalmente obligatorio (Lv 23, 21).
El libro de los Hechos de los Apóstoles nos relata que fue en medio de una fiesta de Pentecostés, cuando el Espíritu Santo desciende sobre el grupo de los discípulos y los hace anunciar a todos lo que Dios había hecho con Jesucristo y cómo con su poder y su fuerza lo había levantado de entre los muertos.
El Espíritu es para la Nueva Comunidad fuerza para poder trasparentar a Jesús y para poder ser fiel al compromiso adquirido con el Resucitado. El Espíritu que llega, trae la apertura a todos los hombres y mujeres aunque ellos hablen diferentes idiomas: el Espíritu hace hablar el idioma de el amor, de la tolerancia y del respeto entre las diferentes culturas, idiomas y personalidades.
 

Lecturas del Domingo de Pentecostés 4 de junio de 2017


 Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Lecturas del Domingo de Pentecostés 4 de junio de ...:

 Hoy es la fiesta del Espíritu, el día en el que unos apóstoles y discípulos de Jesús, con la recepción del Espíritu Santo sufrieron una transformación interior tal que les cambió la vida para siempre. Por eso, podemos decir que hoy es también el cumpleaños de la Iglesia. Hasta el momento de la recepción del Espíritu Santo, los apóstoles y discípulos de Jesús eran unas personas bastante desconcertadas, miedosas, sin influencia en la sociedad en la que vivían. Pero cuando recibieron el
Espíritu Santo y se les incendió el alma de vida espiritual y de espíritu cristiano cambiaron totalmente. Todo esto lo hemos oído decir y predicar ya muchas veces. Yo hoy quiero añadir que los apóstoles y discípulos del Resucitado, cuando recibieron el Espíritu Santo recibieron también los dones y los frutos del Espíritu. Tanto los dones como los frutos del Espíritu Santo son innumerables, pero tradicionalmente hemos hablado de 7 dones del Espíritu Santo y, cuando hablamos de los frutos del Espíritu frente a los frutos de la carne, lo hacemos con las palabras que nos dice san Pablo en Gálatas 5. Pues bien, yo le pido hoy al Espíritu que derrame sobre cada uno de nosotros sus siete dones: sus dones de sabiduría y entendimiento, de consejo y ciencia, de piedad, fortaleza y temor de Dios.

sábado, 27 de mayo de 2017

Comentario a las lecturas de la Solemnidad de la Ascensión. 28 de mayo 2017.

 Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Comentario a las lecturas de la Solemnidad de la Ascensión...:

En un monte de Galilea,  tuvo lugar el último episodio que Mateo nos refiere en su evangelio, como broche adecuado que cerraba una etapa, la más importante, en la historia de nuestra salvación. En esos momentos algunos se postraron ante Jesús resucitado, otros en cambio todavía dudaban. Es incomprensible, pero así era. Lo mismo que es incomprensible que nosotros dudemos del Señor, cuando tantas pruebas hemos recibido de su poder e inmenso amor.


viernes, 26 de mayo de 2017

Lecturas de la Solemnidad de la Ascensión del Señor. 28 de mayo 2017.

Haz clik en el siguiente enlace:

Caminar desde Cristo.: Lecturas de la Solemnidad de la Ascensión del Señor...:

 Hoy, con esta solemnidad de la Ascensión, caemos en la cuenta de que –al fin y al cabo- lo que esperaba a Jesús al final de su paso por la tierra era el abrazo con el Padre. De alguna manera se
cierra el contacto visual y físico entre el Señor y los discípulos y comienza la etapa del Espíritu Santo, la llamada a la madurez eclesial y la invitación a no perder la esperanza: el Espíritu marchará junto a nosotros recordándonos lo qué tenemos que hacer, dónde y cómo.